jueves, 30 de agosto de 2018

Día 17: ¿Vive?

Reflexión diaria: el único requisito
"En aquella época... cada grupo de AA tenía muchos reglamentos para hacerse miembro. Todos estaban aterrados de que algo o alguien hiciera zozobrar la embarcación. La lista completa medía más de una milla. Si todos los reglamentos hubieran estado en vigor en todas partes, a nadie le habría sido posible hacerse miembro de AA." - Doce pasos y doce tradiciones, p. 135/6

La soledad me detiene. La muchedumbre me aprisiona. La compañía me incomoda.

Sólo el cigarrillo y la televisión me sosiegan. Hacen que mi sistema nervioso se calme. Me apagan.

Estoy en una alcoba entre el agobio y la depresión. Aunque sean lo mismo, ¿cuál es la línea que los separa? ¿Dónde encuentro esa frontera en la cual refugiarme?

Mis días pasan y sólo eso: pasan. Quiero que pasen. ¿Pasar para qué? ¿Hasta cuándo? ¿Hasta cuándo la espera? ¿La espera de qué?

Me dicen una y otra vez: "Vive y deja vivir". No entiendo la primera parte de este sintagma. No entiendo dónde estoy parada. No entiendo mis pies cuando se balancean, o mis manos cuando tiemblan, o mi corazón cuando se agita. No entiendo mis estados, mis pensamientos, mis esfuerzos (¿qué esfuerzos?). No entiendo hacia adónde voy o si voy.

Percibo mucho ruido en el silencio, y sin embargo, busco ese silencio. Bullicio. Tormentas. Soledad. Personas sin boca (¿o la mudez es mía?). Prisión.

Me prometieron libertad. Pero para cuándo. ¿Cuándo?

Enciendo un cigarrillo y cierro esta nota. Es hora de que el día siga pasando.




8 comentarios:

  1. Hola María!
    Me he detenido con estas tus palabras "La soledad me detiene. La muchedumbre me aprisiona. La compañía me incomoda" En cierta medida me he visto reflejado y es que de un tiempo a esta parte (diria que varios años ya...) esa es mi tendencia general ante la vida o mejor dicho ante la sociedad. Por lo general prefiero los lugares con muy poca gente, evito las aglomeraciones y disfruto con el silencio. Tengo suerte de que la persona con la que comparto vida tambien se siente a gusto en esas circunstancias. Te comento esto pues no creo que ese estado de animo deba ser considerado una anomalia aunque es cierto que a veces a los solitari@s nos miran raro.
    Consiguer despertarme viejos recuerdos con tus cortas y acertadas frases. Al leer lo del cigarrillo (mi enfermiza obsesión por el cine provoca que se me forme una imagen en la que contemplo esa situación que describes...) recordaba mis tiempos de fumador (empeze a fumar siendo casi un niño con apenas 10 años y lo deje creo que mas o menos a los 30...), sobre todo cuando siendo un adolescente fumaba a oscuras en mi habitación en absoluto silencio, podia escuchar el ruido proveniente del pitillo cada vez que le daba una calada y como emanaba aquella pequeña luz rojiza que por un segundo iluminaba la habitación. Mi esposa todavia fuma y no te imaginas la lata que le dio para que lo deje...jeje
    Supongo que en mayor o menor medida todas las personas atravesamos etapas complicadas en nuestras vidas, yo desde luego en este pequeño texto he encontrado muchas similitudes con algunas epocas pasadas. Creo que en alguna ocasión te lo mencione por lo que perdona si me repito. Estoy seguro de que cuando pasen los años miraras hacia atras y recordaras esta etapa y quizas te digas "fue dificil y me costo pero lo supere"...
    Besos desde ese lado del Atlántico, ciao!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Fran!
      Siempre agradecida por tu honestidad y tus hermosas palabras. Es cierto lo que decís, que la soledad es vista como sinónimo de rareza, pero nosotros encontramos la forma de sostenernos (por ejemplo, a través de la escritura y el cine, o, en mi caso, la literatura).
      Esa imagen que has descrito del cigarrillo en medio de una habitación a oscuras me ha llegado al centro del corazón, sinceramente, porque es cuando más consciente soy de mi enfermedad.
      Estoy pasando por una etapa muy difícil, pero como vos decís, algún día miraré hacia atrás y lo veré como una lucha de la que salí victoriosa.
      Me dicen que cuando uno acepta la derrota, comienza a ganar. Eso espero, desde los días que voy acumulando sin beber. Fumar es un vicio que quiero eliminar también, pero lo haré cuando pueda superar el primero, que es el más peligroso para mí.
      Gracias nuevamente por tu mensaje.
      Un abrazo grande!

      Eliminar
  2. preguntas que solo vos podés responder cuando tengas ganas de vivir...

    ¿qué es vivir? ya te vas a dar cuenta incluso sin darte cuenta... besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola JLO! Es así. Sólo yo puedo encontrarme a mí misma. Aún estoy en dicha búsqueda.
      Gracias por tu mensaje.
      Un abrazo!

      Eliminar
  3. Encontrarás muchas de las respuestas y te vendrán solas y quizá muchas otras jamás lleguen, pero eso es vivir también.
    Ya te estás encontrando y creo lo sabes, porque encontrarse a veces a priori duele, pero es placentero a la larga.

    Abrazo inmenso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Prozac por tu mensaje! Así es. Como un equilibrista sobre la soga, un paso a la vez.
      Besos!!

      Eliminar
  4. Que bonito tu escrito Me ha pasado sentirme asi. Una no se siente bien pero todo lo que te pasa es por algo. Mimate mucho date los gustos abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu mensaje. Ya se me pasó el regusto amargo que sentía por esos días. Hoy estoy mejor.
      Saludos!

      Eliminar